| Basquet

Pablo: “No me puedo quejar de nada”

Aaron Pablo nació en el barrio de Quilmes, provincia de Buenos Aires, el 27 de enero del 2000, comenzó su carrera basquetbolística desde muy pequeño en Quilmes Atletic Club, y luego, a los 10 años llegó al club de la Ribera.

Aaron, no se ausenta a ningún entrenamiento tanto de su categoría como con el plantel profesional que disputa la Liga Nacional, disfruta mucho de las prácticas y de los partidos. Su mayor anhelo es seguir mejorando y convertirse en un jugador profesional.

Defendiendo la camiseta de Boca Juniors salió campeón en varias oportunidades. En el año 2016 fue uno de los jugadores elegidos para el Programa Nacional Formativo organizado por la Confederación Argentina de Básquetbol y en el 2017 defendió la camiseta de FEBAMBA en el Campeonato Argentino que se realizó en Santa Fe.

Fiel hincha de los colores azul y oro declaró: “Jugar en Boca es algo tan lindo que no se puede explicar, soy fanático y lo disfruto mucho. Hace varios años que estoy acá y no me puedo quejar de nada, las personas que te rodean son muy amables y siempre te están apoyando para que mejores día a día”.

El joven jugador, que está transitando su tercera temporada en la Liga de Desarrollo, nos comentó: “Estuve lesionado pero por suerte me pude recuperar antes de comenzar el torneo, además sabemos que esta temporada tenemos más partidos que la anterior y debemos prepararnos para eso”.

Antes del receso por las fiestas, el conjunto de Boca Juniors derrotó a Estudiantes de Concordia en tiempo suplementario por 106 a 102, el escolta fue una pieza importante en este triunfo cerrando su planilla con 17 puntos. Analizando lo ocurrido con su equipo desde el comienzo del torneo opinó: “Si bien perdimos el primer partido con Libertad de Sunchales en la cancha de ellos, el balance es bueno. A partir de allí, ganamos los cuatro partidos que diputamos, jugamos muchos minutos bien y por momentos no tanto, pero conseguimos las victorias”.

Aaron es uno de los jugadores elegidos por el técnico Guillermo Narvarte para entrenar con el plantel que disputa la Liga Nacional e incluso viajar con ellos, al respecto manifestó: “Es muy bueno practicar con el plantel profesional, hay muchos jugadores de experiencia que nos enseñan mucho. Te obligan a entrenar a la par de ellos, a dar el cien por ciento todos los entrenamientos, además viajar con el equipo profesional es algo muy lindo, me siento muy bien, comparto cosas con mis amigos y también me sirve para seguir aprendiendo”.