| Futbol

“Estoy feliz de ser 100% de Boca”

El club adquirió la totalidad del pase de Ábila y el atacante extendió su vínculo contractual hasta junio de 2022. “Para mí, no hay nada mejor que estar en Boca; ojalá pueda defender estos colores por mucho tiempo más”, contó Wanchope.

Son momentos de enorme felicidad, pequeños instantes donde la pelota se detiene y es posible mirar en retrospectiva todo el camino recorrido. Desde aquellos sueños juveniles, de llegar a pie a entrenar con un puñado de ilusiones. Hasta debutar en primera, meter un gol y poder gritar en medio del furor de una Bombonera colmada.

Ramón Ábila, en su Córdoba natal, comenzó ese largo camino en la Unión Florida del barrio Jorge Newbery. Su esfuerzo y sacrificio, una cualidad innegociable, lo llevaron a debutar en Instituto, las sostuvo en sus experiencias en el ascenso y las explotó al asentarse en Huracán antes de desembarcar en el club.

Esa perseverancia lo puso en la órbita de Boca y, hoy, luego de firmar la extensión de su contrato, mantiene esa sed de gloria en cada jugada, como si fueran sus primeros pasos en el fútbol, pero con la templanza y la experiencia del camino recorrido.

 

- ¿Cómo te sentís ya completamente como jugador de Boca?

- Estoy muy contento y feliz porque fue lo que siempre soñé desde que me tocó llegar al club. Tenía la ilusión de tratar de consolidarme, ganar en confianza y de que crean en uno, de como uno trabaja y de lo que uno puede dar dentro y fuera de la cancha. Estoy feliz de la vida. Espero poder seguir dando más dentro del club.

- ¿Qué te generó enterarte la decisión del club?

- Cuando me tocó firmar, fue un momento de mucha felicidad y alegría. Sabía que era un objetivo cumplido y que había dado un paso más después de todo el trabajo que hice para poder llegar hasta acá. Eso se disfruta, pero a la vez es un compromiso porque depositaron mucha confianza en uno y uno lo tiene que devolver con trabajo. Dentro de la cancha uno tiene que dar todo y tratar de convertir muchos goles.

- ¿Qué recuerdos se te cruzaron por la cabeza al momento de firmar?

- Al momento de ir a firmar, pensé en todo. En cuando era chico y hacia inferiores en Unión Florida de la Liga de Córdoba. Yo soñaba, como todos. Esperaba y deseaba llegar a lo más alto, pero a la vez uno es consciente que es un lugar muy lejano. Cuando me llamaron que estaba todo listo, fue felicidad. Cuando estaban los papeles en la mesa, en ese momento pensé que valió la pena tanto esfuerzo y tanto sacrificio de haber alcanzado lo que uno siempre soñó.

- Apenas llegaste, tenías el objetivo de poder ganarte este lugar en el club.

- Cuando llegué al club, sabía cómo lo que siente la gente y todo lo que el club te brinda día a día, lo que es Boca es otra cosa, es otro mundo… es el mejor club del mundo. Para mí, no hay mejor club que este y estoy feliz de poder decir que soy 100% de Boca. Ojalá pueda defender estos colores por mucho tiempo más.

- ¿Se disfruta más cuando miras atrás y ves todo el camino recorrido?

- Me costó mucho. Tuve un largo camino por el ascenso y luego pude consolidarme en Huracán durante varios años. Fue un proceso que me hizo muy bien, que me hizo aprender mucho y también disfrutar de las cosas. Tengo claro que estar acá es un aprendizaje diario, pero lo hago con felicidad y con ganas de superarme día a día. Es algo que soñé desde chiquito, entonces siento satisfacción estar cumpliéndolo de esta forma.

- ¿Recordas tu llegada y aquella promesa de cobrar por goles convertidos?

- Aquella promesa de que me paguen por cada gol que convirtiera fue una demostración de la manera que uno trabaja. Estoy agradecido al presidente porque fue quien me trajo y banco las críticas, yo solo tengo palabras de agradecimiento porque si no fuera por él no hubiera llegado hasta acá. Estoy feliz de poder devolverlo con rendimiento y estoy contento por el esfuerzo que ha hecho el club.

- Y ahora es momento de redoblar el compromiso…

- Al renovar y estar consolidado con un contrato prolongado uno está obligado a seguir mejorando, a seguir creciendo y a aportar todo desde adentro y desde afuera. Eso es lo que más ganas. Yo siempre quise quedarme en este club por mucho tiempo y hoy poder cumplirlo es una felicidad. Espero estar a la altura.

- ¿Y el próximo objetivo cuál es?

- Mi próximo objetivo es meter goles, lo mío es hacer goles, siempre. Es lo único que me da felicidad y que Boca gane. Tenemos el objetivo de la Copa Libertadores y de ganar todo lo que se nos presenta por delante. Sabemos que tenemos que ganar todo, porque es lo que te obliga el club. Es lo que deseamos y vamos a trabajar para lograr eso.

- ¿Cómo estás de lesión? ¿Cuánto te falta?

- Estoy bien, mejorando bastante. Estoy bastante mejor de lo que se esperaba. Le estoy metiendo en lo físico, pero a la vez sin apurarme tanto ni esforzarme tanto porque no es una lesión muy común y hay que ir con precaución. Pero vamos bien, lo importante es llegar de la mejor manera a fin de mes.